El Versículo de Hoy : 3 Agosto    

Pues lo que la ley no pudo hacer, ya que era débil por causa de la carne, Dios lo hizo : enviando a su propio Hijo en semejanza de carne de pecado y como ofrenda por el pecado, condenó al pecado en la carne, para que el requisito de la ley se cumpliera en nosotros, que no andamos conforme a la carne, sino conforme al Espíritu.

Romanos 8:3-4

Comentario: Dios nos da dos regalos que cumplen con las demandas de la ley, pero a su vez la ley fue incapaz de darnos. En primer lugar, nos da el sacrificio perfecto para el pecado, su Hijo Jesús para perdonar, limpiar y redimirnos de nuestro pecado. En segundo lugar, nos da su Espíritu para darnos el poder de llegar a ser lo que Él quiere que seamos. Dios nos da, en el convenio nuevo lo que fue prometido por la Ley y Los profetas. Alabado sea Dios por su plan, sus promesas y sus regalos.

Oración: Gracias, Padre celestial, por tu incomparable bondad y gracia al darme tus más grandes regalos: Tu perfecto y preciado Hijo y las bendiciones del Espíritu Santo. En el nombre de Jesús y por la intercesión del Espíritu Santo, Te alabo y agradezco querido Padre. Amen.

 

 
 
 
 

Copyright © 2005, Heartlight.